El lifting de pestañas es uno de los servicios más demandados, es una alternativa estupenda para realzar tu mirada sin necesidad de extensiones o de rizadores de pestañas.

Aunque es un servicio que puede llegar a durar hasta dos meses, su duración depende de unos cuidados mínimos que debemos tener en cuenta.

En el post de hoy, os hablamos de los consejos tras el servicio del lifting de pestañas.

Tras la realización del servicio de lifting, estos son nuestros imprescindibles, sobre todo, las primeras 24 horas.

· Evita mojar tus pestañas. Para evitar que se baje rápidamente el efecto conseguido, debemos evitar mojar las pestañas durante las 24 horas siguientes a la realización del tratamiento.

· No maquilles tus pestañas. Una vez pasadas las primeras horas, podrás usar rímel y maquillaje sin ningún problema.

· Evita frotarte los ojos. Este es uno de los grandes imprescindibles.

· Procura dormir en una posición en la que las pestañas no rocen con la almohada. De esta manera, asentamos la forma obtenida tras el servicio en nuestras pestañas.

Pasadas las 24 horas podemos volver a la normalidad.

Nuestro consejo para que la durabilidad sea mayor: aplicar todas las noches aceite de ricino para nutrirlas, esto conseguirá que tus pestañas tengan mayor flexibilidad y cuando empiecen a crecer las nuevas el efecto lifting irá bajando progresivamente.

Con estas recomendaciones podréis lucir una mirada siempre perfecta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.